Home | Blogs | Foros | Registrate | Consultas | Lunes 13 de julio de 2020
Usuario   Clave     Olvidé mi clave
     
Ir a la página de inicioIr a los Blogs
Mi Perfil
Luis Alberto Schor
Autónoma de Buenos Aires - Argentina
Amar es dar libertad, esa es la premisa a respetar.
Puedo admitir un Dios creador, lo que no creo es que precise intermediarios.
Si un niño pasa hambre, ese es el infierno, si tus ojos me miran, ese es el cielo.
Para conocer el regocijo del retorno, primero me fuí...
Cuando todo parece acabado, vacío, siempre me quedan tangos y silencios. Entonces elijo.
Si me cortan las alas, floto, floto...no me pueden alcanzar.
Archivo de entradas | Mostrar datosDesplegar
Ocultar datos Marzo 2013
El Diablo, la Chingada y el Volcán
Mostrar datos Diciembre 2012
Mostrar datos Septiembre 2012
Mostrar datos Agosto 2012
Mostrar datos Abril 2012
Mostrar datos Marzo 2012
Mostrar datos Febrero 2012
Mostrar datos Enero 2012
Mostrar datos Diciembre 2011
Mostrar datos Noviembre 2011
Mostrar datos Octubre 2011
Mostrar datos Septiembre 2011
Mostrar datos Agosto 2011
Mostrar datos Julio 2011
Mostrar datos Junio 2011
Mostrar datos Mayo 2011
Mostrar datos Abril 2011
Mostrar datos Marzo 2011
Mostrar datos Febrero 2011
Mostrar datos Enero 2011
Mostrar datos Diciembre 2010
Mostrar datos Noviembre 2010
Mostrar datos Octubre 2010
Mostrar datos Septiembre 2010
Mostrar datos Agosto 2010
Escuchá Radio De Tango

Últimos comentarios de este Blog

15/12/12 | 13:03: Luis dice:
Gracias Elena por tu comentario. Cariños
15/12/12 | 10:09: Elena A. Navaro (Falta tiempo para tanto decir) dice:
Exelente tu prosa, poética y bella. Te mando un saludo Elena
21/08/12 | 20:56: Luis dice:
Agradezco tus amables conceptos Elena. Luis
Vínculos
El Oráculo de la Recova El Oráculo de la Recova
Aventuras en la colonia de Buenos Aires

En El Oráculo de la Recova se suceden historias y aventuras entramadas con paisajes y pers... Ampliar

Comprar$ 28.00

Aquel poema olvidado


Es un desván, territorio de ilusiones, de caos.
Entren, hasta los curiosos son bien recibidos, lo único que les requiero es que no pretendan poner orden


Escribí un comentarioEscribí tu comentario Enviá este artículoEnvialo a un amigo Votá este artículoVotá este texto CompartirCompartir Texto al 100% Aumentar texto

Despojos



Despojos

 

Habías salido de la villa, allá en Tapiales. Como de costumbre, empujando el carrito. Sintiendo que, en verdad, el carrito es quien te empujaba. Manos soldadas a la barra de dirección, tu vida soldada a las ruedas gastadas por las afrentas.

Los dos tomaron el tren de los marginados. Se apearon en un andén mugroso. Más que andén, parecía el brete por donde pasan los animales destinados al sacrificio en el matadero.

Comenzaste a caminar por la ruta que te marcó el instinto. Esas calles inhóspitas que te miraron pasar como a un despojo buscando otros despojos. Es cierto, hace rato que eres un despojado; sólo tienes al carrito. Y él te tiene a ti. Lo armaste con los restos que fuiste encontrando. O él te armó con los huesos y la carne que nadie quiso para sí.

Te detuviste en las esquinas donde hay contenedores de basura. Los abriste, revolviste las bolsas con tus manos. Separaste esos despojos que alimentarían al carrito.

Intentaste que nada cayera al suelo, pero ocurrió. Entonces la calle volvió más torva su mirada. Cargó en tu carrito todas las culpas. La calle fue inocente gracias a las culpas que descargó en ti

Seguiste juntando cartones y latas, tan sucios como sucias estaban esas manos de uñas tan negras como la suerte que te tocó en desgracia.

Tú y el carrito tenían hambre. La calle se ríe del hambre de los otros. La calle, tan compuesta e hipócrita, como debe ser. Tanta barbarie cometida por ser como se debe.

Llegaste a una esquina cualquiera. Tú y el carrito se detuvieron. Abriste el contenedor y retornó la rutina de tus manos. Revolver, siempre revolver en busca del sustento.

Algo te golpeó fuerte en la espalda; la calle te ha arrojado un zapato. Miraste hacia atrás, bien arriba. Buscaste en los balcones de ese edificio. No viste a nadie. La calle se hizo anónima en su desprecio.

Miraste el zapato, te lo probaste. No parecía un despojo, más bien era un insulto a tus alpargatas destrozadas. Pero te iba. Lástima que la calle fuera tan maliciosa y avara. No te serviría de nada un solo zapato.

Continuaste buscando en la basura, cuando una voz de niño te llamó. Ahí estaba él, rubio y bien vestido. Teniendo otro zapato en su manito. Te pidió que lo aceptaras, que perdonaras a su padre. Que tenía muchos problemas y estaba enojado. Todo eso te dijo su vocecita tierna. Tomaste el zapato, viste que era el par del arrojado. No pudiste creer tanta suerte. Con timidez, le ofreciste tu sucia mano al pequeño, la aceptó y con una sonrisa ofrendó la suya. Que blanca y limpia era la mano del niño. Cuanta calidez en esa piel inocente. El atardecer se tornó tibio, un sol moribundo te dedicó sus rayos postreros.

Esta noche, ya en la villa de Tapiales, sentirás muy dentro tuyo los zapatos nuevos, y la manito, esa palma inocente. La maldita calle, también tiene sorpresas para los despojados. Aunque sigan siendo despojos.


Calificación:  Votar Aún no han votado este texto  - Ingresá tu voto

Comentarios de nuestros lectores - Escribí tu comentario
18/05/11 | 12:43: stellamaris (detrasdelespejo) dice:
Hola Luis, es sencillamente hermoso, simple y puro como la vida misma, que te hace sufri y despues un regalo, un gesto o una mirada te hace soñar, pensando no todo esta perdido, aunque en mi mundo no deberian existir ni el niño con carrito teniendo nada, ni el niño rubio dulce pidiendo perdón por lo que tiene, te mando un beso amigo
rojas.stellamaris@yahoo.com.ar
 
Últimas entradas del mes
29/07 | 11:28 El guía
27/07 | 13:29 La Revancha de Lugo
23/07 | 18:36 Epipremnum aereum
23/07 | 18:35 Mundo canalla 4
20/07 | 17:05 Los Zuviría
10/07 | 00:42 La entrevista
05/07 | 12:00 Mundo canalla 3


Radio La Quebrada Radio de Tango Indexarte Escribirte OccidentesEscuchanos
Noticias | Efemérides | Novedades | Biografias | Textos | Audio | Recomendados | Entrevistas | Informes | Agenda | Concursos | Editoriales | Lugares | Actividades | Blogs | Letras de Tango I | Letras de Tango II | Contacto | Boletín
© 2006-2020- www.escribirte.com | Todos los derechos reservados   | Diseño Web | Canales RSSRSS